¿El Arsenal seguirá siendo tan formidable la próxima temporada?

134 Views

La temporada 2022/23 terminará como una de esas temporadas que “las calles no olvidan”, como dirían los entusiastas del fútbol en las redes sociales.

El Arsenal es un gran motivo de esta postulación como ya sabéis. Si no sabe por qué, aquí hay una razón: el Arsenal estuvo en la cima de la tabla durante el 94 por ciento de la temporada y aún así no ganó el título de liga. Lo “embotellaron” como dirían los fanáticos de las redes sociales.

Hay muchas explicaciones para el desafortunado final de los Gunners, pero una pregunta a la que los fanáticos querrán una respuesta es: “¿Puede el Arsenal seguir así?”

La historia de decepción del Arsenal

Ahora cualquiera que haya seguido la Premier League durante al menos 10 años conoce la historia del Arsenal.

Es el equipo que impresionó tanto en la década de 1990 hasta 2004, cuando ganó el único trofeo de oro que se entregó en cualquiera de las cinco ligas principales de Europa.

Esta impresionante hazaña se produjo como resultado de su asombrosa temporada 2003/04, en la que lograron una hazaña imposible para quedar invictos en su camino hacia el título de liga. Es una racha que nadie ha podido repetir en los últimos 19 años, incluso con algunos de los mejores equipos que ha visto el fútbol mundial.

La temporada posterior a esa increíble racha, terminaron en segundo lugar detrás del Chelsea. En 2005/06, el equipo que solía terminar entre los tres primeros en el peor de los casos y entre los dos primeros en el mejor de los casos se convirtió en un equipo cuyo principal objetivo era meterse entre los cuatro primeros para poder jugar la UEFA Champions League en la próxima temporada.

Leer:  JUGADORES QUE PUEDEN RETIRARSE EN EL MUNDIAL DE QATAR 2022

Estuvieron en esta lucha durante poco más de una década, convirtiéndose en el hazmerreír en el proceso. Sin embargo, en defensa del club, hay una razón válida para sus problemas en ese período de tiempo.

Verá, a medida que el Arsenal crecía gracias a sus éxitos en los años previos a la temporada de los “Invencibles”, necesitaban un terreno acorde con su estatus.

El club, junto con el entrenador responsable de su éxito, Arsene Wenger, ideó un plan para desmantelar el equipo y reconstruirlo desde cero. Hacer esto significaría separarse de algunos jugadores clave y fichar jugadores a bajo precio.

Los ahorros de estos esfuerzos es lo que les ayudó a construir el estadio Emirates y remodelar las instalaciones del club.

Todavía están pagando el costo de esa decisión hasta la fecha.

El enfoque en jugadores jóvenes que encajan en un molde determinado, aunque genial, significaba que estarían eliminando la experiencia.

La experiencia gana títulos. Wenger, siendo el veterano táctico que era, lo sabía, pero el proyecto era mucho más importante para el club.

Cuando lograron su objetivo de un Arsenal renovado, se convirtió en un problema volverse competitivos como solían hacerlo porque otros equipos habían subido de nivel, especialmente el Manchester City.

Esta es la historia de decepción del Arsenal con la que muchos fanáticos están familiarizados y muchos pensaron que Mikel Arteta terminaría el 28 de mayo de 2023.

Lo que el Arsenal hizo bien y mal en 2022/23

Bien

El Arsenal había estado sentando las bases para la temporada 2022/23 desde su decisión de reconstruir el equipo desde cero.

Sus firmas fueron deliberadas. La contratación y los nombramientos de su personal de trastienda fueron deliberados. Sus afiliaciones fueron deliberadas. Rara vez aparecían en las noticias por escándalos y solo serían recordados por motivos futbolísticos, es decir, cuando sus audaces fichajes y nombramientos encajaban o no.

Leer:  Cómo Man City ha convertido la EPL en una liga de granjeros

Entre 2017/18 y 2022/23, el Arsenal hizo algunos fichajes clave dentro y fuera del campo y cuando Arteta se hizo cargo de todo, el patrón comenzó a aclararse.

El Arsenal acertó con su filosofía de fútbol que influyó en sus tratos. Traer a dos ganadores múltiples del título de la Premier League en Oleksandr Zinchenko y Gabriel Jesus fue una inversión brillante. Conseguir jugadores como Jorginho y Leandro Trossard en enero también fue algo grande.

Arteta jugó un gran fútbol con este equipo, manteniendo la filosofía del club y haciendo feliz a la afición a medida que avanzaba la temporada. Si siguen así, especialmente en el área de reclutamiento, no habrá quien los detenga.

Equivocado

Gran parte de la culpa de cómo ha ido esta temporada hasta ahora debe recaer sobre los hombros de Arteta, de 41 años.

Como técnico cuya primera experiencia en las turbulentas aguas de la gestión de los cinco mejores de la liga es en un club tradicionalmente grande, puede considerarse un novato sin importar cuántos años haya pasado.

Es ese error de novato el que le hizo depender demasiado de su joven e inexperta plantilla que andaba a tope hasta darse cuenta de que no hay posibilidad de mantener un ritmo tan alto durante toda una temporada.

Las lesiones comenzaron a aparecer aquí y allá en el equipo y Arteta, al carecer de algunas habilidades en la gestión de personal, jugaría solo unos pocos seleccionados para cada partido de la liga, sin importar su nivel de importancia para las posibilidades del equipo.

Arteta una vez hizo olas por ser fotografiada en una conferencia telefónica de entrenamiento multideportivo con entrenadores de otros deportes. Si hay algo que puede aprender de ellos, será cómo administrar adecuadamente un equipo para que no caiga por debajo del 50 por ciento de rendimiento mientras la temporada aún tiene mucho camino por recorrer.

Leer:  Carrera por el título de la Premier League: Ganadores y perdedores tras el Mundial

Resolver este problema podría ser la diferencia entre esta temporada y repetir la próxima.

¿Puede el Arsenal ser tan formidable la próxima temporada?

La evidencia sugiere que no pueden. Su competencia, por ejemplo, seguramente aprenderá numerosas lecciones de los incidentes que ocurrieron esta temporada.

Chelsea podría tardar un tiempo en recuperarse, ya que estará con un nuevo entrenador al comienzo de la temporada 2023/24. Por otra parte, los Blues tienen un historial de hacer magia en cada temporada que han comenzado con un nuevo entrenador.

El Manchester City no se está desacelerando en el corto plazo y sus rivales del derbi, el Manchester United, están a un buen delantero de la dominación total, gracias a la creatividad de su mediocampo, dirigido por Bruno Fernandes.

Liverpool y Newcastle United, dos valores atípicos esta temporada, también han demostrado que la temporada 2022/23 es un calentamiento para cosas más importantes en el futuro.

Con todo esto apuntando hacia una dura temporada 2023/24, uno sería audaz para cubrir sus apuestas de que el Arsenal es un equipo capaz de seguir el tipo de carrera que hizo esta temporada, en la próxima temporada. Si Mikel Arteta aprende a administrar correctamente un equipo hasta el más mínimo detalle, puede haber una posibilidad de que puedan seguir así.

De hecho, es algo que a los neutrales les encantará ver porque el Arsenal no es un equipo problemático.

Please follow and like us:
error 20
fb-share-icon
Tweet 20
fb-share-icon20

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *